5 claves para mejorar la relación con tu suegra

¿De verdad puedes llevarte bien con tu suegra? ¿Es posible que esos desacuerdos que tienes cada vez que os veis se suavicen? Pues sinceramente, no lo sé. Creo que afirmar algo así es algo imposible, puesto que cada relación es un mundo. Es difícil saber con certeza si una relación entre dos personas que puedenRead more

Cuando educar en tribu no funciona

“Para educar a un niño hace falta una tribu” Es posible que esta expresión la hayas leído en más de una ocasión. Y es cierta, pero hasta cierto punto. Las madres y padres que crían en nuestra sociedad suelen hacerlo en núcleos que se ciñen a la pareja, la familia directa y algunas personas deRead more

No te lo tomes a pecho, mujer

Hay que enviar más a la mierda a las personas que nos critican. Demasiadas veces nos justificamos. La mayoría de ocasiones en las que recibimos una crítica por cómo educamos a nuestros hijos lo primero que solemos hacer es intentar convencer a la otra persona del porqué de nuestra actuación. Usamos la argumentación para conseguirRead more

Cómo sobrevivir a las reuniones familiares

Odio las reuniones familiares. Aunque solo en contadas ocasiones. La verdad es que estoy en un momento de mi vida en el  que disfruto compartiendo espacio con tías, cuñados o padres. Incluso con aquellas personas con las que no coincido en la forma de ver la educación de los más pequeños de la casa. TengoRead more

Nuestros calendarios de Adviento familiares

Me encanta pasar tiempo con mis hijos haciendo manualidades con ellos y la Navidad es un momento del año en el que realizamos muchísimas. El calendario de Adviento es la primera. Bueno, quizás debería decir “los calendarios de Adviento”, porque hasta este año siempre habíamos hecho 4. Esta semana hemos iniciado los preparativos, pero conRead more

Y juras que la próxima vez le pararás los pies

Hoy tienes una reunión familiar. Os juntáis un montón de personas de la familia de tu pareja, entre ellas, el cuñado que siempre le está tocando las narices a tu hijo, de 5 años, alborotándole el pelo, diciéndole que si llora será como una niña, que juega con él a empujones y luchas, que leRead more